Probamos la versión Advance  del  nuevo Nissan Versa, que fue totalmente rediseñado en su exterior e interior, equipado con buena  dotación de seguridad, un impulsor de 119 CV y caja automática CVT con opción Sport .

 A simple vista nos encontramos con un Nissan Versa mucho más estilizado, donde cada volumen se integra mejor, dando una sensación de equilibrio estético que le sienta muy bien. Es claramente una evolucion  respecto a la generación anterior: en síntesis mucho más atractivo .

Para lograr  una figura mejor plantada, comparada con otra categoría de vehículo, se modificaron algunas de sus dimensiones. La distancia entre ejes aumentó en 20 mm y el largo total unos 3 mm, pero al ser 44 mm más bajo, da la sensación de ser un auto más largo que hasta podríamos decir de un segmento superior.

La zona frontal característica parrilla de la llamada  V motion, similar al nuevo Sentra, un sello distintivo de la marca, que ahora está acompañada por un aplique cromado y otro en una superficie en piano black. La renovación de este modelo presenta ópticas alargadas de tipo boomerang  Además, los rompe nieblas rectangulares se alojan sobre dos spoilers que le brindan un look deportivo.

Su lateral muestra un perfil estilizado con un parabrisas bien lanzado y una caída de techo que se une en armonía con la luneta y la tapa del baúl. El marco que rodea toda el área vidriada y el aplique sobre el pilar C en color negro

Una nervadura recorre  el lateral a la altura de las manijas que son del mismo color que la carrocería mostrando una superficie bien limpia.  A su vez, las llantas de 16” con un formato de cinco rayos dobles,

El sector más renovado sin dudas es el trasero. Los diseñadores ahora buscaron darle mayor personalidad y seducción a la zona. ¿Cómo lo hicieron? Fundamentalmente en la zona de los guardabarros que ahora tienen tienen mejor equilibrio, con dimensiones más proporcionadas acordes al tamaño del Versa, con las ópticas alargadas bipartidas, que  que invaden tanto la tapa del baúl como los laterales.

 en la parte frontal baja del mismo encontramos un difusor que permite que el aire que pasa por debajo del auto fluya mejor. Esta carrocería estilizada junto a varias soluciones aerodinámicas le permitieron reducir su coeficiente aerodinámico a 0,29, viéndose reflejado en el consumo

En el interior a simple vista nos encontramos con un Nissan Versa mucho más estilizado, de equilibrio estético que le sienta muy bien. Es claramente una mejora estética respecto a la generación anterior a pesar de que en esta versión el tapizado de la butacas es un tanto espartano el tablero esta muy bien logrado y con la información necesaria pero se nota la falta de Navegador en la gran pantalla central

Buena posición de manejo y gran confort de marcha gracias su rodado 16 con  mayor talon ,un punto a destacar es la caja  automática CVT con la opción Sport que lo hace un sedan compacto muy divertido de manejar

Lineas filosas ,caja CVT opción  Sport  y muy buen confort de marchaun compacto no tan compacto  con un gran baúl y muy recomendable por precio y calidad !!