El nuevo EQS SUV es un vehículo totalmente eléctrico que aporta soluciones reales para una movilidad exenta de emisiones, para una preservación inteligente de los recursos naturales y para una economía circular responsable en el sector automotor.

Mercedes-Benz ha inaugurado una nueva era de la conducción eléctrica integral en el segmento de alta gama alta. El SUV de lujo ofrece mucho espacio, confort y conectividad para hasta siete pasajeros en su habitáculo lujoso y vanguardista. Gracias a sus potentes motores eléctricos, la tracción integral 4MATIC de respuesta rápida y el inteligente programa de conducción OFFROAD, el EQS SUV puede moverse con soltura por terrenos no compactados.

El lanzamiento del EQS SUV supone para Mercedes-Benz un gran paso adelante en dirección a una movilidad libre de emisiones. De ese modo, la marca se aproxima una vez más al cumplimiento de los objetivos de la estrategia “Ambition 2039”, en la cual se busca un balance completamente neutro de CO2.

 

El EQS cumple con los principios de la seguridad integral y al igual que todos los demás modelos de Mercedes‑Benz, el SUV cuenta con un compartimento de pasajeros rígido, zonas especiales de deformación controlada y modernos sistemas de retención. Una de las nuevas funciones es la denominada “recordatorio de presencia de personas”, con este sistema se puede impedir, por ejemplo, que un niño pueda permanecer por inadvertencia en uno de los asientos traseros después de que los demás pasajeros hayan abandonado el vehículo.

Un equipo especialmente llamativo en el interior es la innovadora MBUX Hyperscreen. Esta pantalla de grandes dimensiones se extiende entre los dos montantes delanteros, prácticamente de lado a lado del vehículo. Tres pantallas dispuestas bajo un cristal cobertor común configuran una unidad óptica. El visualizador OLED de 12,3 pulgadas de diagonal frente al asiento del acompañante pone a disposición de su ocupante un área propia de visualizado y de manejo.